Préstamos gratuitos- primer préstamo gratuito y sin comisiones

Puede ser que ya alguna vez nos hayamos encontrado con las ofertas de préstamos rápidos y gratuitos que aparecen en internet y otros medios de comunicación. Pero, ¿podemos confiar en estas ofertas? ¿Realmente existen préstamos rápidos y gratuitos sin comisiones? Muchas entidades financieras no bancarias, dedicadas solamente a la gestión de créditos rápidos por internet, han ido creciendo y desarrollando sus productos financieros durante los últimos años y han empezado a ofrecer a su público el primer préstamo online gratis y sin comisiones. Seamos sinceros, la oferta y la demanda de estos productos financieros sigue creciendo, igual que la competencia en este mercado. Este puede ser el principal motivo por el cual empezaron a surgir las ofertas de préstamos rápidos sin comisiones con el objetivo de atraer a los nuevos clientes.
Esta oferta puede resultar especialmente atractiva para aquellos que por primera vez están planteándose solicitar un préstamo rápido online. Hemos intentado recopilar toda la información necesaria que creemos que puede resultar imprescindible para todos los que están pensando en pedir su primer préstamo.

Hoy en día, el primer préstamo gratuito se está convirtiendo en un estándar, y como hemos dicho antes, cada vez más prestamistas nos ofrecen este primer apoyo financiero sin comisiones ni costos adicionales. Las personas que están comenzando su aventura en este ámbito, a menudo se preguntan si es posible conseguir un préstamo sin comisiones ni costos adicionales y quién en este caso se va a llevar el beneficio.
Es conveniente saber cómo funciona el mecanismo de préstamos rápidos online y también cuales son sus beneficios desde el punto de vista del cliente y del prestamista.

Primer préstamo, ¿realmente es gratuito?

En cuanto al primer préstamo, nos referimos a un préstamo dirigido exclusivamente a nuevos clientes. Estos clientes tienen la posibilidad de obtener su primer préstamo sin ningún costo adicional ni comisiones ni intereses. En este caso, un cliente nuevo solicita un préstamo y debe devolver exactamente el mismo importe, por lo general, en el plazo de 30 días (el plazo de devolución depende de la entidad financiera). Ahora bien, debemos ser conscientes de nuestra obligación de devolución de dinero en el periodo establecido por la entidad financiera. Cualquier retraso o incumplimiento de pago va a implicar gastos adicionales y la aplicación de comisiones e intereses, que en esta ocasión, serán muy elevados. Sin embargo, hacer un reembolso de la cuota prestada de acuerdo con el plazo establecido, nos da la oportunidad de disfrutar del potencial de un préstamo gratuito y sin comisiones.

Préstamo gratis, ¿es fácil conseguirlo?

Verdaderamente las empresas privadas de este sector rechazan muchísimas solicitudes de nuevos clientes. La razón es simple: al ofrecer un préstamo gratuito y sin comisiones, el prestamista está asumiendo un gran riesgo. La falta de tarifas adicionales significa que, en caso de incumplimiento de pago, aquella empresa no tendrá ninguna reserva financiera para cubrir los costos adicionales relacionados con la falta de reembolso. Mientras tanto, las compañías de préstamos realmente necesitan grandes cantidades de dinero para poder operar en el mercado, por lo que otorgar un préstamo sin costos y sin comisiones a una persona con un dudoso historial crediticio, puede llevar al prestamista a graves problemas.

¿Entonces, quién se beneficia de esta oferta?

Aunque nos puede parecer sorprendente, los beneficios se los llevan ambas partes. Por un lado el cliente, porque recibe un apoyo financiero de forma rápida, sencilla y, sobre todo, sin cargos adicionales. Y por otro el prestamista, porque de esta manera puede ampliar su base de datos y alentar a los clientes a usar sus servicios financieros. De este modo, todos los clientes que hayan pagado el préstamo acorde con el plazo de reembolso, se incluirán en la base de datos de dicha entidad. Sin embargo, en una de las bases de datos también aparecerán aquellos cuyos solicitudes han sido rechazadas.

Para las empresas del sector financiero es muy probable que aquellos que hayan obtenido un préstamo y ya lo hayan pagado, querrán volver a utilizar sus servicios en el futuro. Y nosotros, como clientes, podemos estar al corriente con toda la información sobre los servicios de la empresa y sus ofertas especiales. De esta manera, de primera mano podemos disponer de la información actualizada sobre sus productos financieros que además nos pueden resultar muy útil a la hora de solicitar otros servicios, como préstamos en efectivo o contratación de seguros.

En conclusión, los préstamos 0% son convenientes tanto para los prestamistas como para sus clientes. Los prestamistas se benefician obteniendo una extensa base de datos y pueden modificar su oferta, con el fin de poder responder a las diversas expectativas de sus clientes. Estos, en cambio, pueden contar con un apoyo financiero sin trámites complicados y sin cargos adicionales.